2 Corintios 1:4
Versos Paralelos
La Biblia de las Américas
el cual nos consuela en toda tribulación nuestra, para que nosotros podamos consolar a los que están en cualquier aflicción con el consuelo con que nosotros mismos somos consolados por Dios.

La Nueva Biblia de los Hispanos
el cual nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que también nosotros podamos consolar a los que están en cualquier aflicción, dándoles el consuelo con que nosotros mismos somos consolados por Dios.

Reina Valera Gómez
el cual nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos nosotros consolar a los que están en cualquier angustia, con la consolación con que nosotros mismos somos consolados de Dios.

Reina Valera 1909
El cual nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos también nosotros consolar á los que están en cualquiera angustia, con la consolación con que nosotros somos consolados de Dios.

Biblia Jubileo 2000
el que nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos también nosotros consolar a los que están en cualquier angustia, con la consolación con que nosotros somos consolados por Dios.

Sagradas Escrituras 1569
el que nos consuela en todas nuestras tribulaciones, para que podamos también nosotros consolar a los que están en cualquier angustia, con la consolación con que nosotros somos consolados por Dios.

King James Bible
Who comforteth us in all our tribulation, that we may be able to comfort them which are in any trouble, by the comfort wherewith we ourselves are comforted of God.

English Revised Version
who comforteth us in all our affliction, that we may be able to comfort them that are in any affliction, through the comfort wherewith we ourselves are comforted of God.
Tesoro de la Escritura

comforteth.

2 Corintios 7:6,7
Pero Dios, que consuela a los deprimidos, nos consoló con la llegada de Tito;…

Salmos 86:17
Muéstrame una señal de bondad, para que la vean los que me aborrecen y se avergüencen, porque tú, oh SEÑOR, me has ayudado y consolado.

Isaías 12:1
Y en aquel día dirás: Te doy gracias, oh SEÑOR, porque aunque estabas airado conmigo, se ha apartado tu ira y me has consolado.

Isaías 49:10
No pasarán hambre ni sed, no los herirá el calor abrasador ni el sol, porque el que tiene compasión de ellos los guiará, y a manantiales de aguas los conducirá.

Isaías 51:3,12
Ciertamente el SEÑOR consolará a Sion, consolará todos sus lugares desolados; convertirá su desierto en Edén, y su yermo en huerto del SEÑOR; gozo y alegría se encontrarán en ella, acciones de gracias y voces de alabanza.…

Isaías 52:9
Prorrumpid a una en gritos de júbilo, lugares desolados de Jerusalén, porque el SEÑOR ha consolado a su pueblo, ha redimido a Jerusalén.

Isaías 66:12,13
Porque así dice el SEÑOR: He aquí, yo extiendo hacia ella paz como un río, y la gloria de las naciones como torrente desbordado; y mamaréis, seréis llevados sobre la cadera y acariciados sobre las rodillas.…

Juan 14:16
Y yo rogaré al Padre, y El os dará otro Consolador para que esté con vosotros para siempre;

Juan 14:18,26
No os dejaré huérfanos; vendré a vosotros.…

2 Tesalonicenses 2:16,17
Y que nuestro Señor Jesucristo mismo, y Dios nuestro Padre, que nos amó y nos dio consuelo eterno y buena esperanza por gracia,…

that.

2 Corintios 1:5,6
Porque así como los sufrimientos de Cristo son nuestros en abundancia, así también abunda nuestro consuelo por medio de Cristo.…

Salmos 32:5,7
Te manifesté mi pecado, y no encubrí mi iniquidad. Dije: Confesaré mis transgresiones al SEÑOR; y tú perdonaste la culpa de mi pecado. Selah…

Salmos 34:2-6
En el SEÑOR se gloriará mi alma; lo oirán los humildes y se regocijarán.…

Salmos 66:16
Venid y oíd, todos los que a Dios teméis, y contaré lo que El ha hecho por mi alma.

Isaías 40:1
Consolad, consolad a mi pueblo--dice vuestro Dios.

Isaías 66:14
Cuando lo veáis, se llenará de gozo vuestro corazón, y vuestros huesos florecerán como hierba tierna; la mano del SEÑOR se dará a conocer a sus siervos, y su indignación a sus enemigos.

Filipenses 1:14
y que la mayoría de los hermanos, confiando en el Señor por causa de mis prisiones, tienen mucho más valor para hablar la palabra de Dios sin temor.

1 Tesalonicenses 4:18
Por tanto, confortaos unos a otros con estas palabras.

1 Tesalonicenses 5:11
Por tanto, alentaos los unos a los otros, y edificaos el uno al otro, tal como lo estáis haciendo.

Hebreos 12:12
Por tanto, fortaleced las manos débiles y las rodillas que flaquean,

Enlaces
2 Corintios 1:4 Interlineal2 Corintios 1:4 Plurilingüe2 Corintios 1:4 Español2 Corinthiens 1:4 Francés2 Korinther 1:4 Alemán2 Corintios 1:4 Chino2 Corinthians 1:4 InglésBible AppsBible Hub

Las citas Bíblicas son tomadas de La Biblia de las Américas © 1986, 1995, 1997 by The Lockman Foundation, La Habra, Calif, http://www.lockman.org. Usadas con permiso.

Las citas bíblicas son tomadas Nueva Biblia de los Hispanos © 2005 by The Lockman Foundation, La Habra, Calif, http://www.lockman.org. Usadas con permiso.

Reina Valera Gómez (© 2010)
Contexto
El Dios de toda consolación
3Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, Padre de misericordias y Dios de toda consolación, 4el cual nos consuela en toda tribulación nuestra, para que nosotros podamos consolar a los que están en cualquier aflicción con el consuelo con que nosotros mismos somos consolados por Dios. 5Porque así como los sufrimientos de Cristo son nuestros en abundancia, así también abunda nuestro consuelo por medio de Cristo.…
Referencia Cruzada
Isaías 40:1
Consolad, consolad a mi pueblo--dice vuestro Dios.

Isaías 51:12
Yo, yo soy vuestro consolador. ¿Quién eres tú que temes al hombre mortal, y al hijo del hombre que como hierba es tratado?

Isaías 66:13
Como uno a quien consuela su madre, así os consolaré yo; en Jerusalén seréis consolados.

2 Corintios 7:4
Mucha es mi confianza en vosotros, tengo mucho orgullo de vosotros, lleno estoy de consuelo y sobreabundo de gozo en toda nuestra aflicción.

2 Corintios 7:6
Pero Dios, que consuela a los deprimidos, nos consoló con la llegada de Tito;

2 Corintios 7:7
y no sólo con su llegada, sino también con el consuelo con que él fue consolado en vosotros, haciéndonos saber vuestro gran afecto, vuestro llanto y vuestro celo por mí; de manera que me regocijé aún más.

2 Corintios 1:3
Inicio De La Página
Inicio De La Página